Visita guiada y degustación de vinos con jamón 5J en Bodegas Osborne (Toledo)

Nadia González - 17 febrero, 2016

Restaurante Blanca 6, la apuesta por lo natural

Nadia González - 17 febrero, 2016

Piscinas cubiertas con río rápido, toboganes de luces y jacuzzis para disfrutar en familia

Nadia González - 17 febrero, 2016
Bodegas Osborne en Malpica del Tajo (Toledo)
Guacamole de Blanca 6
Río rápido en el polideportivo municipal Dehesa Boyal

Los inviernos madrileños y los día de lluvia ya no son tan aburridos, porque en el Polideportivo Municipal Dehesa Boyal de San Sebastián de los Reyes en Madrid hay unas piscinas cubiertas muy divertidas.

A punto de empezar a disfrutar de las piscinas Dehesa Boyal (San Sebastián de los Reyes)

A punto de empezar a disfrutar de las piscinas Dehesa Boyal (San Sebastián de los Reyes)

Las grandes instalaciones municipales tiene en su interior unas piscinas cubiertas que son alucinantes. En la primera gran sala hay una piscina olímpica para nadar, donde normalmente hay clases y al lado otra gran piscina con chorros, un puente para pasarlas por encima, varias setas con agua super divertidas y dos jacuzzis gigantes y llenos de burbujas donde puedes disfrutar con los pekes de la casa.

En la segunda gran sala la diversión continua, con un primer vaso muy grande lleno de circuitos de chorros, jacuzzi (8 puestos de masaje), geiser (3 puestos) y cama de masajes. Si sigues caminando te encuentras con la piscina del río rápido, la más divertida y calentita, donde el agua te lleva y si vas haciendo el “muerto” la sensación es alucinante. Te costará salir porque la corriente te lleva y porque es tan divertida que no querrás dejar de dar vueltas.

Entrada a las piscinas municipales Dehesa Boyal

Entrada a las piscinas municipales Dehesa Boyal

Para los pekes y mayores más altos de 1.20 también se puede disfrutar del tobogán, para el que hay que subir varios pisos, es un gran tobogán con looping gigante oscuro con luces, que tiene 86 m. de recorrido, y 8,40 m. de altura. ¡Alucinante!

En la entrada también hay una piscina de bebés para los más peques, con una seta de la que sale agua, aunque pueden acceder a todas las instalaciones y disfrutar junto a sus padres de los jacuzzis y las burbujas.

PIscina para bebés. Imagen de la página web Piscinas Dehesa Boyal

PIscina para bebés. Imagen de la página web Piscinas Dehesa Boyal

Las piscinas cuestan 4 euros para los niños mayores de 4 años y 8 para los adultos. Acuérdate que tienes que llevar bañador (evidente), chanclas, toalla (puedes entrar con ella a las piscinas), gorros de baño y llévate un candado, para poder bloquear las taquillas donde dejarás las cosas de valor (si se te olvida algo te lo venden en la entrada). Para las familias con bebés hay vestuarios familiares que son muy cómodos porque toda la familia se cambia junta y también hay vestuarios normales y secadores de pelo.

Abren a las 8 de la mañana las instalaciones y nosotras solemos llegar sobre las 10, que ya es bastante madrugón para un sábado. Se llenan a tope a las 12, así que os recomiendo ir pronto o a la hora de la comida porque se vuelven a vaciar un poco. Se puede comer allí un menú, aunque la comida es muy mala, por eso nosotras vamos a las 10 y nos vamos sobre las 13.30 a comer por ahí. Hay gente que llega más tarde, come allí y después de comer vuelve a entrar en las piscinas (solo puedes volver a entrar si presentas el ticket de haber comido en la cafetería).

Salida del tobogán de la Dehesa Boyal. Imagen de la web oficial

Salida del tobogán de la Dehesa Boyal. Imagen de la web oficial

Por supuesto, no se pueden sacar fotos dentro de las piscinas, así que aquí podéis ver algunas en la página oficial. En las mismas instalaciones hay un spa, en el que ya no pueden entrar niños, por si os queréis dar un homenaje sin peques o dejarlos un rato con los abuelos y pasar a la zona de spa que está muy bien.

Nosotras hace años que vamos, la primera vez Narai era pequeña, unos dos años, hemos ido incluso con las mellizas bebés (9 meses) con sus manguitos. Llevamos muchos años disfrutando de estas piscinas tan chulas, cada invierno vamos tres o cuatro veces, porque es un súper plan para días grises en los que solo se puede estar a cubierto. ¡Os lo recomiendo!

La web de las piscinas es un poco mala y no da mucha información, pero sí la dirección que es Avenida Navarrondan, s/n, 28702 San Sebastián de los Reyes, Madrid Teléfono: 916 59 29 23

¡A disfrutar!