Visita al palacio de la Granja de San Ildefonso (Segovia)

0
289

Descubriendo paraísos cercanos, teníamos ganas de visitar el Palacio Real de la Granja de San Ildefonso (Segovia).

Estaba nevando, así que el paisaje se transforma de precioso en impresionante. Lo primero que llama la atención son las gigantescas secuoias que flanquean los jardines de entrada al palacio.

Estamos en el siglo XVIII, el rey Felipe V visita una comunidad de monjes jerónimos que regentaban una hospedería y una granja. El lugar le atrajo tanto que decidió comprárselo a los religiosos para construir un gran palacio y hacerlo su lugar de retiro. Pero los avatares de la historia no le dejaron cumplir ese sueño y el palacio no se convirtió en sede de la corte hasta crecer lo suficiente como para albergar a todo el séquito.


Merece la pena la visita y especialmente la guiada, ya que es fascinante entender los entresijos de palacio y las piezas más importantes de cada sala explicadas por una guía de Patrimonio Nacional.

La colección de tapices, las salas, las lámparas, los cuadros, la colección de relojes y de esculturas y los jardines, merecen la pena. En verano es impresionante el espectáculo de las fuentes. La verdad es que nos encantó la visita.



Si queréis completar la visita con un restaurante riquísimos, os recomiendo La Panadería, que está en el mismo pueblo de la Granja y muy cerca del Palacio. A nosotras nos encantó y pedimos los míticos judiones de la granja, sopa castellana y cordero de segundo. ¡Riquísimo y muy bien de precio!



¡A disfrutar!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here